Panasef presenta el estudio ‘Radiografía del sector funerario’

  • TOP EMPRESAS

  • Por Redacción1
    Oct 24, 2016

    Con el objetivo de transmitir una radiografía anual del sector funerario de carácter económico-estadística que arroje la mayor transparencia y permita a los consumidores tener un mejor conocimiento de este ámbito de actuación, Panasef (Asociación Nacional de Servicios Funerarios) ha presentado un informe práctico y con datos fácilmente comprensibles para cualquier lector, centrados en los aspectos esenciales que delinean este mercado.

    El estudio 'Radiografía del sector funerarios 2015', que recoge los datos más destacados sobre este sector y las empresas que lo componen, pone de manifiesto, entre otras conclusiones, cómo las empresas funerarias tienen que sobredimensionarse. “Nuestra demanda no es lineal. No podemos conocer cuándo se van a producir las tasas más elevadas de fallecimientos y, por ello, las empresas funerarias han tenido que hacer una gran inversión y actualmente el sector funerario debe sobredimensionarse, explica Juan Vicente Sánchez-Araña, presidente de Panasef.

    Los datos así lo confirman. En el año 2015 fallecieron 422.276 personas, lo que supone una media de 1.156 fallecimientos diarios. Para atender estos servicios, las empresas funerarias disponen de 2.405 tanatorios y velatorios con más de 7.000 salas. Además, el sector dispone de 364 hornos crematorios que podrían dar, de media, servicio a 1.456 incineraciones al día. Si tenemos en cuenta que las familias que optan por la cremación rondan el 36%, la demanda diaria es de 419 incineraciones.

    Asimismo, el número de trabajadores que operan en este sector también debe estar sobredimensionado. Según los datos aportados por las empresas funerarias, actualmente el sector ocupa a 11.305 trabajadores, 500 de ellos contratados durante el último año. Si estimamos que el número de fallecimientos diario de media, 1.156, hay 9,77 empleados por cada fallecimiento. “Trabajamos 365 días al año y tenemos que disponer de los recursos humanos necesarios para poder atender a nuestra demanda. Además, el incremento de los tanatorios, para poder acercar nuestros servicios a las familias, ha provocado que nuestro sector haya generado empleo en los últimos años. Si tenemos en cuenta que nuestra demanda no es lineal, podemos afirmar que las empresas funerarias están haciendo un esfuerzo económico importante para ofrecer el mejor servicio a las familias”, comenta Sánchez-Araña.

    Para la elaboración del documento se ha recurrido a fuentes externas secundarias (INE, Base de Datos Informa, Unespa, Tribunal de Cuentas), así como a fuentes primarias internas mediante la elaboración de una encuesta. Los resultados de las diferentes fuentes se han comparado entre ellos y con anteriores estudios de diferentes entidades. La muestra no probabilística se ha realizado sobre 18 empresas que realizan un total de  180.000 servicios funerarios al año (42,65% del mercado) con implantación en todas las comunidades autónomas y en localidades de muy diverso tamaño (con sobreponderación sobre localidades medianas y grandes). Los datos de la muestra se han proyectado linealmente sobre la totalidad del mercado y se han recopilado en la segunda quincena de septiembre de 2016, sobre fuentes de datos del ejercicio de 2015.

    Algunas de las conclusiones del estudio, que pueden consultarse en el website de la entidad, son:

    • Aun cuando la tasa de mortalidad en España es una variable estadística estable, el ejercicio 2015 ha supuesto una excepcionalidad con un incremento del 10% de la misma (30.000 defunciones más de la media habitual).
    • El ejercicio 2016 apunta a un retorno a la media de ejercicios precedentes al 2015.
    • En 2015 las mujeres fallecieron como media 5,5 años después que los hombres.
    • El mercado funerario mueve en España en torno a 1.500 millones de euros.
    • Este coste no sólo compone la retribución a las empresas funerarias, sino que incluye la prestación de servicios y productos de hasta 9 agentes económicos adicionales.
    • Las defunciones están cubiertas en un 60% de los casos por entidades aseguradoras.
    • La incineración ya es la opción elegida por más del 36% de los fallecidos. En 2025 se estima que alcanzará el 60%.
    • La tasa de incineración es muy superior en las localidades urbanas frente a las rurales.
    • En España  existen 1.435 empresas funerarias. Más del 80% de la facturación del sector corresponde a empresas funerarias con una cifra de negocio superior a un millón de euros.
    • España es el país europeo con mayor número de hornos crematorios (364 hornos).
    • Éstos permiten realizar 1.456 incineraciones en una jornada laboral, frente a la demanda actual de 419 incineraciones diarias.
    • En España existen 2.405 instalaciones con más de 7.000 salas de velatorio frente a una media de 1.157 fallecimientos diarios.
    • España está conformada por 8.126 municipios, que cuentan con 17.682 cementerios.
    • El sector funerario emplea a 11.305 trabajadores, de los cuales el 28% son mujeres y el 72% hombres. Esto implica que existen 9,77 empleados por fallecimiento diario.
    • Se estima que en el último año se produjo una contratación bruta en torno a 500 empleados.
    • En el ejercicio 2015, el 41,56% de las plantillas participaron en acciones formativas, con una media de 18,5 horas por trabajador formado.

    Ver Informe completo